Economía estancada: ¿alerta para una recesión técnica en México?

Por César Daniel Cruz Bartoluchi

“Lo que no se define no se puede medir. Lo que no se mide, no se puede mejorar. Lo que no se mejora, se degrada siempre.”- William Thomson Kelvin. Físico y matemático británico.

La terquedad y la insistencia por mentir ante la evidencia, al menos en temas económicos, parece ser la estrategia del gobierno actual. Los cuatro principales motores de la economía nacional, consumo privado, exportaciones manufactureras, inversión pública en infraestructura e inversión privada, están estancados o van a la baja.

El pasado viernes 23 de agosto el INEGI informó que, en el segundo trimestre de 2019, la economía nacional no registró variación en términos reales (es decir, considerando la inflación) respecto al trimestre previo. Señaló que el resultado de 0.0% –así es, cero– reportado en el periodo abril-julio es menor a la baja ventaja del 0.1% dada a conocer en julio pasado. Las actividades terciarias, referidas a servicios, registraron un aumento del 0.2%, mientras que las primarias y secundarias se contrajeron en un 3.4% y 0.2% respectivamente, dando como resultado final una tasa anual del 0.3% con respecto al 2018 [1]. Y si bien nos va, probablemente este año sea uno de los más penosos en los últimos 20 años en materia económica (sin tomar en cuenta las crisis de los 2000 y 2008).

De igual modo, el mismo instituto autónomo, el pasado 30 de octubre presentó los resultados de la Estimación Oportuna del Producto Interno Bruto (PIB) Trimestral, los cuales señalan que éste estima un aumento de 0.1% en términos reales en el trimestre julio-septiembre de este año frente al trimestre previo con cifras ajustadas por estacionalidad. Las actividades primarias crecieron 3.5%, las secundarias cayeron (-)0.1%, y finalmente las terciarias no mostraron variación durante este periodo. En su comparación anual con series desestacionalizadas (es decir, quitando la fluctuación periódica), tiene una reducción real de (-)0.4% en el trimestre en cuestión respecto al mismo periodo de 2018. Considerado según actividades económicas, el PIB de las actividades primarias avanza 5.3%, en tanto que el de las secundarias desciende (-)1.8%, y el de las terciarias mantuvo el mismo nivel que el reportado en el mismo trimestre del año pasado. Si bien son resultados “preliminares”, estas estimaciones generalmente se acercan al resultado real, el cual se publicará el día 25 de este mes.

En resumen, el campo y las actividades de bajo valor van mejorando (algo acorde a la visión del Gobierno actual), mientras que las industriales y de servicios, las cuales son las principales empleadoras del país, no sólo no avanzan, sino que van en retroceso.

Y es que basta con “echarse un clavado” a la actividad industrial para comprobarlo. De acuerdo a la AMIA [2], las ventas y exportaciones de automóviles en julio de 2019 registraron una caída: la disminución en ventas del 7.9% respecto a julio 2018, donde el acumulado del año cayó 6.6%. Ello es una alerta sobre la realidad en el país [3]. A muchos no les sorprende. Y es que tomando en cuenta las presiones económicas internacionales y las condiciones políticas que vive nuestro país, pareciera que de alguna manera las expectativas de los agentes se confirmaron. En materia internacional entre los problemas que destacan están: la desaceleración económica mundial, los conflictos comerciales y políticos entre los países desarrollados y emergentes (E.U.A. vs China, BREXIT, etc); dado el momento histórico que vivimos, es algo que la mayoría de los gobiernos del mundo toma en cuenta.

Asimismo, la carencia de formalidad de las instituciones públicas y la poca consideración del Estado de Derecho como criterio en las últimas semanas por parte del gobierno, junto con las rondas de licitación en materia energética, la cancelación del programa de zonas económicas especiales, y el bajo fortalecimiento del sector exportador mexicano han creado una “tormenta ideal” para que la economía mexicana tenga una contracción como la estamos observando este año. 

Por otro lado, el Banco de México anunció hace unas semanas la decisión de bajar, por segunda vez consecutiva, 25 puntos base la tasa de interés de referencia [4]. Esto fue celebrado por algunos miembros del gobierno federal, y hasta por el propio presidente. Pero muchos expertos dudan que esto sea suficiente para compensar el cambio en la tendencia del crecimiento económico. En consecuencia, ante una baja en la tasa, baja el precio del dinero en el tiempo (los créditos son más baratos) y esto incentiva dos cosas: el aumento de la demanda agregada (la gente gasta más) y el aumento de la inversión directa (tener el dinero en el banco es menos rentable). La primera depende exclusivamente del comportamiento del consumidor, la segunda depende de las expectativas de inversión y de los riesgos sistemáticos. Es por esto último que se cree que la baja en la tasa no tendrá el resultado deseado.

En alguna clase de la universidad escuché que la tarea principal de un gobierno es la administración de las expectativas. Si la certidumbre no se incentiva de manera adecuada, probablemente no habrá indicador económico alguno que mejore. No existe mejor indicador que la confianza de la gente en los mercados para indicar si las cosas van bien: «dígame si percibe mayor delincuencia en su comunidad»… automáticamente tendrá su respuesta.

Por cierto, con las elecciones presidenciales en EE.UU, el 2020, se viene con todo. Habremos de estar especialmente al pendiente de cómo responde México.

Referencias:

  1. https://www.inegi.org.mx/app/saladeprensa/noticia.html?id=5185
  2. Asociación Mexicana de La Industria Automotriz
  3. AMIA. Boletín de prensa. CIFRAS DE JULIO Y ACUMULADO 2019
  4. https://www.banxico.org.mx/publicaciones-y-prensa/anuncios-de-las-decisiones-de-politica-monetaria/%7B1170CD25-C24D-E99C-F3D3-6B86D1822E65%7D.pdf

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s